La periodista de Caras y Caretas, Isabel Prieto Fernández, fue objeto de un atentado mientras regresaba a Montevideo en su auto.

La publicación capitalina relata que “Este martes nuestra periodista Isabel Prieto Fernández sufrió un atentado mientras viajaba en su auto desde El Pinar hasta Montevideo. La periodista logró escapar con vida, aunque con una herida leve en la cabeza. Prieto Fernández regresaba a su casa por 20 de Febrero cuando dos hombres en moto alcanzaron el auto y dispararon con una 9 mm a la altura de la cabeza. Prieto Fernández logró acelerar, pero al agacharse una bala le rozó la cabeza.
La periodista siguió a toda velocidad por Centenario y luego por Varela. Frente a Coraceros vio una camioneta de la Policía y frenó. Allí pudo realizar la denuncia.
Fue trasladada al Sanatorio Americano, aunque afortunadamente ningún proyectil le impactó en el cuerpo.
Este lunes Prieto Fernández había denunciado en la web de la revista el maltrato al que fue objeto por parte de un oficial cuando intentó obtener información en la Seccional 19 sobre el asesinato de una mujer en Verdisol”.

APU
De inmediato, APU, Asociación de la Prensa Uruguaya, dio a conocer el siguiente comunicado:
La Asociación de la Prensa Uruguaya (APU), condena enérgicamente el atentado sufrido por la compañera Isabel Prieto Fernández, periodista de Caras y Caretas y exige una investigación a fondo de lo sucedido. Expresa además su completo apoyo a Isabel y su familia en estos momentos tan difíciles.
La colega, de extensa trayectoria, periodista de Caras y Caretas, retornaba a su casa en la noche de ayer martes en auto con su esposo, cuando fue abordada por una moto que se alineó con su vehículo y le efectuó un disparo. Gracias a una rápida maniobra logró evitar la ejecución, aunque resultó lesionada.
La APU entiende que lo sucedido es muy grave y se constituye un ataque a la Libertad de Expresión y la Democracia imperantes en nuestro país.
Además se solicitó una reunión con el ministro del Interior, Eduardo Bonomi y se espera que las autoridades competentes encuentren a los responsables y los deriven a la Justicia.
HELVECIA se adhiere, denuncia y repudia este hecho, contrario a la convivencia democrática y violatorio de la libertad de expresión y trabajo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí