Con el objetivo de disminuir la siniestralidad en las calles, la Unidad de Seguridad Vial (Unasev) viene planteando desde el año pasado a las intendencias sumar un examen psicofísico a todos los conductores que pretendan obtener o renovar cualquier libreta de conducir.

Hasta ahora, el examen solo se realizaba a quienes quisieran obtener la licencia profesional.

“Ahí se detecta a mucha gente que en ningún contexto puede estar conduciendo un vehículo”, aseguró a El País la psicóloga de este organismo, Ileana Poloni.

La prueba será “un poco más exhaustiva” respecto a la que hoy se le aplica a los aspirantes profesionales. Según Poloni, con ella se podrá determinar si un individuo es habitual consumidor de alcohol, si es violento, suele transgredir las normas o tiene algún tipo de trastorno que pueda afectar su comportamiento mientras maneja. “Generalmente todos esos problemas los transmite al tránsito”, indicó.

A esta prueba se le sumarán las ya existentes: el examen teórico y práctico en los que el aspirante deberá mostrar conocimientos del tránsito y sus cualidades para manejar.

Poloni explicó que “de la misma forma que no todos podemos trabajar con niños preescolares porque no tenemos la estructura de la personalidad, no todos podemos ser conductores”.

Este examen técnico fue confeccionado durante dos años y finalizado a fines de 2016 por una comisión que integraban el Ministerio de Salud Pública, Unasev y las Intendencias de Maldonado, Durazno, Salto y Montevideo.
Fuente: El País

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí