La utilización de artefactos de pirotecnia representa un riesgo para la salud y el medio ambiente. Su manipulación incorrecta puede ocasionar graves lesiones físicas e incendios.

Algunas de las recomendaciones para el uso adecuado y seguro de los fuegos artificiales, son:

• Los fuegos artificiales deben ser encendidos y usados sólo por los adultos. No consuma bebidas alcohólicas u otras drogas antes de encender o mientras enciende fuegos artificiales.

• El uso irresponsable de los mismos aumenta la posibilidad de lastimar o producir un accidente a otros.

• Nunca trate de volver a encender fuegos artificiales que no han funcionado en el primer intento. Tampoco utilice alcohol para encenderlos. Si un fuego artificial no se enciende, espere por lo menos cinco minutos y entonces sumérjalo en agua antes de desecharlo.

• Tenga cerca un balde con agua, una manguera o un extintor de incendios para situaciones de emergencia.

• Use los fuegos artificiales en una superficie lisa, estable y plana, para asegurar su estabilidad.

• Manténgase alejado de los fuegos artificiales una vez encendidos (particularmente los niños y niñas), a una distancia segura.

• Encienda los fuegos artificiales uno a uno con un palo alargado o con una antorcha, apartándose la mayor distancia posible.

• No apunte, tire o dispare cualquier tipo de fuego artificial a personas o propiedades.

Ante un incidente relacionado con fuegos artificiales:

• Si cae fuego sobre la ropa, se lo debe sofocar envolviendo a la persona afectada con una manta o haciéndola rodar sobre el suelo. La víctima no debe caminar y menos aún correr.

• Si se produce una quemadura más leve, se recomienda lavar la zona lesionada con agua fría para calmar el dolor y frenar la acción calórica, así como cubrir esa misma zona con paños limpios, toallas o sábanas. No deben colocarse cremas, pomadas ni ungüentos caseros.

• En caso de que se produzcan incidentes con compromiso ocular, no deben tocarse los ojos.

• La información sobre el correcto uso, el cumplimiento de las normativas vigentes y la supervisión por parte de los adultos puede disminuir estas lesiones.

Para prevenir un incendio relacionado con fuegos artificiales se recomienda:

• No utilizar pirotecnia en zonas donde hay material combustible vegetal, como campos y playas.

• Use los fuegos artificiales en un área exterior, abierta y despejada, lejos de sectores con peligros de combustión (edificios, vehículos, arbustos) y nunca en zonas arboladas. Evite encenderlos durante la presencia de fuertes vientos.

• Almacene los fuegos artificiales en un lugar fresco y seco; nunca cerca de fuentes de calor (se aconseja no dejarlos expuestos al sol).

Se recomienda disfrutar de los fuegos artificiales en exhibiciones públicas que cumplan con la normas de seguridad y autorización correspondiente, en lugar del uso doméstico de los mismos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí