“Los asalariados y trabajadores rurales tienen condiciones para llevar adelante proyectos y hacer emprendimientos viables”, aseguró la presidenta del Instituto de Colonización, Jacqueline Gómez, quien detalló que en 610.009 hectáreas se desarrollan más de 3.600 unidades económicas que benefician a 5.991 personas. Desde 2005, más de 3.200 familias accedieron a tierras para producción ganadera, lechera, hortícola y agrícola.

En entrevista con la Secretaría de Comunicación Institucional, en la inauguración de la colonia Daniel Viglietti en Río Branco, Gómez puntualizó que en el período 2005-2018 se incorporaron más de 122.900 hectáreas, que se mantienen en el patrimonio del instituto y se entregan a productores familiares y asalariados rurales en arrendamiento tras llamados abiertos.

En ese lapso, más de 3.200 familias accedieron a tierras para concretar proyectos en producción de ganadería, lechería, horticultura y agricultura. A partir de 2014, se definió la titularidad conjunta en las adjudicaciones de los predios afectados a la ley n.º 11029, para avanzar en la igualdad de derechos entre hombres y mujeres. El 69 % de las adjudicaciones a unidades de producción familiar se hicieron en cotitularidad.

“El arrendamiento es ejemplo de las políticas públicas que llevamos adelante, se articula los derechos de los trabajadores, la organización y capacitación de los colonos”, destacó Gómez.

“Los asalariados rurales que accedieron a tierras del Instituto Nacional de Colonización pueden y tienen todas las condiciones para llevar adelante sus proyectos productivos y hacer un emprendimiento viable. Ellos son constructores de la riqueza nacional, aportan al producto bruto interno agropecuario y generan valor agregado. Por su parte, nosotros trabajamos en la línea de distribución de riqueza, inclusión de sectores más vulnerables y en apoyar al fortalecimiento de la organización”, aseguró la funcionaria.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí