En un mundo de cosas efímeras, lo perdurable es raro, lo resistente asombroso, por eso con mucha alegría nos asombramos, nos sorprendemos de que eres capaz de alcanzar tus jóvenes 100 años y aún puedes rememorar tu historia personal y de muchos que conociste.
Gracias por tu gran amor, dedicación y todo el esfuerzo.
No solo lo hiciste bien, pero siempre con honestidad y gran sentido del humor, sabes tomar lo amargo de la vida y hacerlo dulce.
Gracias por ser un ejemplo en mi vida, por enseñarme a mi y a muchas mujeres lo que es luchar por la familia, gracias por dejar un legado a tus hijos, nietos y biznietos, de amor, fuerza y perseverancia.
¡Eres la mejor! Te amo mamá.
Muy felices 100 años.
Tu nieta Cecilia Bilat Casco
California – Mayo 30, 2019

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí