El futbolista Nicolás Schiappacasse, quien hasta hace un tiempo defendió los colores del Club Atlético Peñarol pero, luego, sufrió una importante lesión que lo marginó de la práctica deportiva durante varios meses, fue detenido por la policía hace unos días cuando se dirigía hacia Maldonado, para ver el partido entre Peñarol y Nacional, y al revisar su vehículo encontraron una pistola 9mm que había sido denunciada como robada.

Inmediatamente el delantero quedó detenido junto con otras tres personas que posteriormente fueron liberadas.

Sin embargo la situación del futbolista se agravó luego de realizada una pericia a su teléfono celular porque, según se supo, al menos en tres oportunidades adquirió armas de fuego sin la correspondiente autorización.

Por esto es que la fiscal de Maldonado Ana Dean pidió imputar a Schiappacasse por un delito de tráfico interno de armas y municiones en concurso formal con un delito de receptación real y porte de arma de fuego en lugares públicos. Dean pidió la prisión preventiva de 120 días pero finalmente la jueza accedió a 90 mientras continúa la investigación.

El jugador, en primera instancia, será alojado en la cárcel Las Rosas, del departamento de Maldonado.

Foto: Paula Ojeda.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí