Luego de dos años sin realizarse la clásica Cata de Vinos del Club de Leones, el Técnico Lechero Julio César Cabezas marcó presencia con su empresa Bon Apettit y la tradicional fondue de queso, fue este otro de los puntos altos en lo referido a la gastronomía.
Cabezas dijo a HELVECIA que BON APETTIT vuelve a posicionarse en nuestra zona, luego de dos años de pandemia y de trabajar durante un tiempo en la ciudad de Libertad, “Volví nuevamente a la región y ahora estoy intentando integrarme, y que mejor que una Cata de Vinos del Club de Leones, me siento parte de Nueva Helvecia, aquí siempre me trataron muy bien” expresó.

Según el Técnico Lechero, egresado de la Escuela de Lechería de Nueva Helvecia -Generación 1991-, para esta fondue, preparada para más de 300 personas, se utilizaron productos regionales, desde el vino blanco seco -Bodega Los Pinos-, como los quesos, e incluso el pan.

En esta oportunidad Cabezas estuvo acompañado por Jaime Tugores oriundo de Montevideo, quien expresó jocosamente que el haber venido a la cuenca quesera era algo lógico “ya que soy un gran comedor de quesos”, tengo recuerdos muy lindos de la primera fondue que comí de niño en el Bungalow Suizo, Tugores dijo que luego de jubilarse se radicó en Nueva Helvecia y se ha sentido en su casa desde el comienzo; el equipo de cocineros estuvo complementado por José Pino y Gastón Mendiondo.

HISTORIA Y PREPARACIÓN
“La fondue nació en el Cantón de Neuchatel, Suiza, porque en esta localidad pasan más de siete meses bajo nieve, ellos tenían mucho queso stockeado, para comer ese queso había que calentarlo para que se fundiera y fuera agradable al paladar” según Cabezas cuando se genera la ola migratoria de Suiza a nuestra región traen esa receta “y nosotros estamos replicando en este caso con una mezcla de quesos para 300 comensales”. Esta fondue lleva tres tipos de quesos: Gruyere que es el queso emblema (40%), al que se le agrega queso danbo y Colonia (60%), “el gruyere es el originario y los otros dos son de la zona, que tienen que estar bien maduros para que no formen hilos cuando se vaya a fundir. El gruyere al ser un queso muy aromático con poco porcentaje que agregues aporta mucho sabor”.

Al ser consultado si tenía algún secreto para la preparación dijo que todo lo que cocinaba lo hacía con mucho amor, más allá de su respuesta, HELVECIA pudo observar una botella de licor Kirsch, que seguramente forma parte de ese secreto con el que logró deleitar a cientos de personas en la Cata de Vino Solidaria del Club de Leones de Colonia Suiza. ¡BON APETTIT!

Contacto: 099 046 033.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí