El edil Gabriel Gabbiani (Partido Colorado – Ciudadanos) realizó en el plenario de la Junta Departamental de Colonia cinco planteos inherentes a diversas localidades del departamento.

Las propuestas presentadas fueron las siguientes:

  • Veredas en mal estado frente a oficinas públicas: Las veredas en mal estado son una constante en todo el departamento. Si bien la Ordenanza de Edificación (2015) establece la obligación de construir y conservar en buen estado veredas a los propietarios de predios baldíos o edificados con frente a la vía pública en zonas urbanas y urbanas no consolidadas cuya calzada posea cordón y cuneta (cualquiera sea el pavimento de la misma), lo cierto es que no pocas veces las empresas públicas, en aras de realizar mejoras, rompen las mismas y en algunas ocasiones la calidad del arreglo no se acerca al buen estado que deberían tener. Particularmente, nos preocupa el mal estado de las veredas de muchas oficinas públicas, en especial aquellas a las que concurren especialmente personas mayores, que perfectamente podrían estar en condiciones adecuadas si las mismas cumplieran con la ordenanza vigente. Por lo expuesto, requerimos a la propia Intendencia y oficinas administrativas, y a los Municipios, den cumplimiento a la mencionada ordenanza, y se transmita esta solicitud a las oficinas de Ministerios, Entes Autónomos y Servicios Descentralizados del departamento de Colonia. Encomendamos el seguimiento a la Comisión de Obras y solicitamos la remisión de estas palabras al Congreso Nacional de Ediles.
  • Depósitos de chatarra: En el departamento de Colonia rige la Ordenanza de “Instalación, construcción y mantenimiento de depósitos de chatarras y materiales en desuso”, vigente desde 2007. En la ciudad de Juan Lacaze, a metros de la Playa Charrúa, existe un depósito al aire libre, y una situación similar se encuentra sobre la Ruta 1, frente a la Cooperativa Ruralista Agraria del Departamento de Colonia (CRADECO). Entre las sustancias más habituales que contienen estos desechos se encuentran elementos como el cadmio, el plomo, el óxido de plomo, el antimonio, el níquel y el mercurio, elementos tóxicos que contaminan ríos y arroyos, y emiten gases a la atmósfera que provocan desequilibrios en los ecosistemas, más allá del problema que significa el dengue. Solicitamos, por tanto, al Ejecutivo, a través de los Municipios correspondientes, que inspeccione ambos asientos a fin de corroborar si están cumpliendo con la normativa vigente y, de no hacerlo, procedan en consecuencia. Encomendamos el seguimiento del tema a la Comisión de Ambiente.
  • Publicar respuestas a Pedidos de Informes: En concordancia con lo aprobado el 18 de octubre próximo pasado por la Cámara de Representantes, casi por unanimidad de legisladores presentes en Sala, vamos a proponer que las respuestas a los Pedidos de Informes cursados por los señores ediles al amparo del Artículo 284 de la Constitución de la República Oriental del Uruguay y el Artículo 16 de la Ley Orgánica Municipal (Ley Nº 9515), sean publicadas en el sitio web de la Junta Departamental 60 (sesenta) días después de haber sido entregadas al edil peticionante. Encomendamos a la Presidencia de la Corporación la implementación de las medidas necesarias para su cumplimiento y solicitamos la remisión de estas palabras al Congreso Nacional de Ediles.
  • Recuperación de playas en Nueva Palmira: Nos preocupa sobremanera el avance de los juncales y la paulatina desaparición de las playas en Nueva Palmira, que de seguir de esa manera serán inexistentes en poco tiempo. Solicitamos al Ejecutivo un análisis exhaustivo de la situación y el acondicionamiento correspondiente a efectos de que las mencionadas costas se vayan recuperando para disfrute de palmirenses y visitantes. Encomendamos el seguimiento a la Comisión de Higiene y Ambiente.
  • Desfibriladores: La Ley N° 18.360 de 2008 de Regulación sobre Instalación y Uso de Desfibriladores Externos Automáticos (DEA) establece que los espacios públicos o privados donde exista afluencia de público deberán contar como mínimo con un DEA, en condiciones aptas de funcionamiento y disponible para el uso inmediato en caso de necesidad. El Decreto 330/009, por su parte, que regula la ley mencionada, establece que quedan obligados a disponer de DEA diversos lugares siempre que la circulación o concentración media diaria alcance o supere las 1000 personas, y estén ubicadas en regiones asistidas en tiempo y forma por sistemas de emergencia médica avanzada, como así también en lugares que estén localizados en regiones no asistidas por sistemas de emergencia médica avanzada y con circulación pública o concentración media diaria que alcance o supere las 200 personas. Este decreto, paralelamente, recomienda la instalación de un DEA en otros lugares con afluencia de público. Dada la importancia de este dispositivo electrónico portátil que diagnostica y puede ayudar a restablecer el ritmo cardíaco cuando una persona sufre un paro cardíaco, y las vidas que ha logrado salvar, solicitamos al Ejecutivo analice la posibilidad de colocar un DEA en las oficinas administrativas, Municipios y demás oficinas del Gobierno Departamental. Encomendamos el seguimiento a la Comisión de Asuntos Internos y a su similar de Asistencia Social.

Todas las iniciativas presentadas por el edil colorado fueron aprobadas por unanimidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí