Un gol antes de los 5’ pareció liquidar el trámite muy rápidamente para el Campeón Mundial ante Marruecos, el primer equipo africano en llegar a una semifinal. Pero el fútbol es fútbol y no alcanza con jugar bien o tener gran técnica. Marruecos puso el alma, jugó 20’ del segundo tiempo a gran ritmo, y estuvo muy cerca del empate. Después se fundieron físicamente y en los últimos 15’ apareció Mbappé con una acción individual desequilibrante que culminó en el 2º y decisivo gol.

UN GOL QUE DESARMÓ EL LIBRETO
Marruecos planteó un partido cauteloso, con cinco hombres en el fondo; un volante bien retrasado (Amrabat); tres hombres más adelantados pero con preocupación también por la marca; y solo Youssef En-Nesyri como atacante neto, el que le hizo el gol a Portugal en fantástico salto.
Pero antes de los 5’, pase profundo de Varane a Greizmann por derecha; desborde y pase al medio; Giroud que falla de primera y remata trabado luego; la toca el portero marroquí; y el marcador de punta Theo Hernández, que tomó la titularidad por lesión de su hermano Lucas, en gran esfuerzo alcanzó a rematar de volea hacia abajo levantando mucho su pierna izquierda y la mandó a la red.
Todo lo previsto por el Técnico Walid Regraguí se fue por el caño. Poco después, la lesión del capitán, el zaguero Romain Saiss, que estaba sentido, produjo un cambio que modificó también el esquema: ingresó Selim Amallah y pasó a jugar de volante, lo que dejó a cuatro hombres en el fondo.

LA HORA DE MARRUECOS
En el complemento ingresó Yahia Attiyat Allah como marcador por izquierda y se convirtió en un carrilero que se sumó permanentemente al ataque. No tanto Hakimi, por el otro lado, que debía custodiar los ataques de su compañero del París Saint Germain: Kyllian Mbappé.
Marruecos salió a atacar con todo y Francia se las vio en apuros, pero mantuvo firmeza en la defensa con Varane y Konaté cortando todo. De todas maneras, hubo un par de acciones de sumo riesgo en que salvaron in extremis.
Para los últimos 15’ Marruecos fundió bielas. Fue demasiado grande el esfuerzo, el estrés, la responsabilidad.
Y ya con los marroquíes agotados, vino la jugada de Mbappé y el gol del recién ingresado Randal Kolo Muaní.
Un esperado triunfo de Francia, con más dificultades de las previstas, sobre todo después del gol tan rápido.
Ahora tendremos el partido por el 3er. puesto el sábado a la hora 12.00 entre Marruecos y Croacia, partidos que nadie quiere jugar pero que suelen brindar excelentes espectáculos. Y el domingo a las 12.00, la gran final: Argentina – Francia.

LOS DETALLES:
FRANCIA 2 – MARRUECOS 0. ESTADIO:
“Al Bayt (Al Khor – Qatar) ÁRBITRO: César Ramos (México)
FRANCIA: Hugo Llorís; Jules Koundé, Raphael Varane, Ibrahima Konaté y Theo Hernández; Aurelien Tchouamení y Youssouf Fofaná; Ousmane Dembelé (79’ Randal Kolo Muani), Antoine Greizmann y Killyan Mbappé; Olivier Giroud (65’ Marcus Thuram). D. T. Didier Deschamps.
MARRUECOS: Bono; Achraf Hakimi, Achraf Darí, Romain Saiss (21’ Selim Amallah) (78’ Abdessamad Ezzalzouli), Jawad El Yamiq y Noussair Mazrauí (46’ Yahia Attiyat Allah); Hakim Zicech, Azzedine Ounahí, Sofyan Amraqbet y Sofiane Boufal (66’ Zakaria Aboukhal); Youssef En-Nesyri (66’ Abderrazak Hamdallah). D. T. Walid Regraguí.
GOLES: 1er. Tpo. = 4’ 40” T. Hernández (F)
2do. Tpo. = 33’ 51” Randal Kolo Muaní (F)
AMONESTADOS: 26’ S. Boufal.

raddyleizagoyen@gmail.com – Whatsapp 098 358 507

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí